Martes, 13 de mayo de 2008

Menos abortos y embarazos precoces en EEUU: la abstinencia funciona

No al sida

Cada dolar gastado en educar para la abstinencia ahorra otros 6 al contribuyente. Presentamos 10 estudios sobre su eficacia.

Un reciente estudio de los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos ha confirmado que cada vez hay menos embarazos precoces y adolescentes en el país. La tasa ha bajado un radical 38% de 1990 a 2004.

También disminuye la tasa de abortos, que se ha reducido a la mitad en este tiempo.

Según este informe oficial (un resumen en inglés se puede ver 

¿Tiene el descenso de abortos y embarazos precoces relación con el hecho de que durante 10 años Estados Unidos ha invertido 1.300 millones de dólares de dinero público en fomentar la abstinencia sexual entre los jóvenes?


Un nuevo informe titulado "

El informe, realizado por Robert Rector y Christin C. Kim para la Fundación Heritage, repasa los resultados de diversos programas. De 15 programas formativos que enseñaban abstinencia, 11 demostraron ser eficaces. Más específicamente, de 6 programas que animaban a los jóvenes a hacer compromiso público de mantenerse vírgenes hasta el matrimonio, 5 demostraron ser eficaces.

Estas chicas llevan el anillo de plata del programa "Silver Thing"; 
se comprometen públicamente a abstenerse de sexo hasta el matrimonio

Por ejemplo, el programa "Reasons of the Heart" (razones del corazón) mostró que un año después de impartirse sólo el 9,2% de los que eran vírgenes al cursarlo habían tenido relaciones sexuales, casi la mitad que los que no siguieron el programa, de los cuales un 16,2% habían empezado a tener relaciones.

Cifras parecidas se daban en un estudio sobre el curso "Heritage Keepers". El 26,5% de los jóvenes que no hacían este curso tenían relaciones sexuales, frente a tan sólo el 14,5% de los que sí lo recibieron.

Más radicales aún son los resultados del programa "Best Friends". Las chicas que lo cursaron multiplicaban por 6,5 su posibilidad estadística de abstenerse de relaciones sexuales, pero también de fumar (2,4 veces menos fumadoras), de drogarse (8 veces menos) y de abstenerse del alcohol (casi 2 veces menos).

"Los programas de formación para la abstinencia no solo afectan al comportamiento sexual sino que aportan a los jóvenes habilidades para tomar decisiones, fundamentar su responsabilidad personal y desarrollar relaciones y matrimonios sanos más adelante en su vida", concluyen los autores del informe.

El informe también recuerda que las administraciones gastan hasta 12 veces más en fomentar la educación sexual contraceptiva (con unos mil millones de dólares anuales) que la abstinencia.

La Asociación Nacional de Educación para la Abstinencia (

También recuerda la asociación que, según los últimos datos, de 2002, la educación en abstinencia sólo se enseñaba en un 22% de escuelas e institutos, mientras que un 68% enseñaban simplemente anticoncepción. Con todo, valoran la mejoría respecto a 1995, cuando sólo el 8% de las escuelas impartían abstinencia y el 84% anticoncepción.

Esta asociación tiene un completo informe (en inglés) sobre la eficacia de la educación para la abstinencia y cómo promoverla en:

También en África

También en África, y en un campo muy distinto (en cultura y edades) en la lucha contra el SIDA se ha ido confirmando la eficacia de las campañas basadas en la abstinencia y la fidelidad. A inicios de abril el congresista republicano por New Jersey, Chris Smith, analizaba los frutos de cinco años del Plan de Emergencia del Presidente para combatir el SIDA (PEPFAR).

"Cinco años después del inicio del PEPFAR, se ha demostrado la eficacia y la importancia de promover la abstinencia y el 'ser fiel' . La evidencia es innegable", afirmó. Citando datos de USAID, el Departamento de Estado y el Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos, señaló el impacto de las campañas sobre abstinencia y la fidelidad en Uganda, Kenya y Zimbabwe.

"Estos tres países con epidemias generalizadas han demostrado la reducción en el VIH, y en cada país los datos apuntan al incremento del AB (abstinencia y fidelidad)", indicó.

Según un informe de febrero de 2006 aparecido en la revista "Science", la tasa del SIDA entre los pobladores de Zimbabwe entre 17 y 29 años descendió en 23 por ciento entre 1998 y 2003. Entre las mujeres de 15 a 24 años, bajó en 49 por ciento.

 

 


Diez estudios que confirman la eficacia de la Educación para la Abstinencia

 

1.  YRBSS: Trends in the Prevalence of Sexual Behavior, CDC, 2005

 

Esta investigación de los CDC (Centro de Control de Enfermedades) descubrió que el porcentaje de estudiantes de instituto que no tenían relaciones sexuales pasó de 45,9% en 1991 a 53,2% en 2005.

 

2.  Santelli, Journal of Adolescent Health, 2004

 

Esta investigación entre estudiantes de instituto mostró que han disminuido las tasas de embarazos adolescentes, y que en un 53% se debe a que ha descendido la práctica del sexo en estas edades.

 

3. Reasons of the Heart, American Journal of Health Behavior, enero 2008

 

Chicos y chicas adolescentes vírgenes que cursaron el programa "Reasons of Heart" de educación para la abstinencia, al cabo de un año tendían a mantenerse sin iniciar relaciones sexuales. Comparados con chicos no participantes, había un 50% menos de adolescentes que se hubiesen iniciado sexualmente. Por lo tanto, el programa demostraba mucha efectividad para retrasar las relaciones al menos durante un año.

 

4. Not Me, Not Now, Jounal of Health Communications, enero-marzo 2001

 

En el condado de Monroe, Nueva York, se impartieron de forma masiva los contenidos del programa Not Me, Not Now, de educación para la abstinencia, durante cinco años. El número de menores de 16 años con relaciones sexuales bajó un 32%. La tasa de embarazo adolescente en el condado bajó del 63,4% en 1993 al 49,5% en 1996. En 1993 su tasa era mayor que la de los dos condados vecinos. En 1996 era menor que en ambos condados.

 

5. For Keeps, American Journal of Health Behavior, 2005

 

Este estudio demostró eficacia de educación para la abstinencia incluso con adolescentes que ya tenían relaciones sexuales. Se demostró que muchos reducían el número de parejas y que, comparados con los que no recibieron esa educación, había un 50% menos sexualmente activos incluso 5 meses después.

 

6. Sex Respect/Teen Aid, Education Office of Population Affairs, HHS, 1992 (Weed, Olsen, DeGaston, Prigmore)

 

Estos dos programas de educación para la abstinencia lograron reducir en un 25% la tasa de iniciación sexual de estudiantes en "situaciones de riesgo", comparando con un grupo de control en las mismas situaciones pero sin educación de abstinencia. Se demostró que la educación en abstinencia funciona también en "situaciones de riesgo".

 

7. Postponing Sexual Involvement (Abstinence Version); Family Planning Perspectives, enero-febrero 1990

 

Trabajando con estudiantes de familias de pocos recursos económicos, se comprobó al llegar a 8º curso que los que no habían seguido el programa de abstinencia multiplicaban por 5 el porcentaje de iniciarse en el sexo que los que sí se habían formado en abstinencia (habían tenido relaciones sexuales sólo el 4% de los chicos y chicas que siguieron el curso frente a 20% de los que no lo siguieron). Se mostraba así la eficacia también con menores de pocos recursos económicos.

 

8. Heritage Keepers, Office of Population Affairs, HHS (Health and Human Services), 2005 (Weed, Eriksen, Brich)

 

Después de un año de seguir este programa de abstinencia, los jóvenes que se iniciaban en el sexo eran un 50% menos que los que no cursaron el programa.

 

9. Best Friends, Adolescents and Family Health, abril 2005 (Lerner, Robert)

 

Los participantes del curso demostraron 7 veces menos probabilidad de mantener relaciones sexuales que el grupo de control que ni cursó el programa.

 

10. Heritage Keepers, Mathematica Policy Research, HHS, agosto 2007

 

Empezaron el programa de abstinencia con estudiantes de Carolina del Sur de 11 años de edad y se midieron resultados a los 16 años. El 82% indicó que se había abstenido de relaciones sexuales en el año previo. El 73% indicó que nunca había tenido relaciones sexuales (tabla V.1 del estudio). Compárese con la media de abstinencia para esa edad en Carolina del Sur (48%) y la media de EEUU (53%).

 


Publicado por C.I.A.S @ 17:36
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios